el ciclo paseos con arte al fondo presenta

_es tarde ya porque hace rato que te fuiste_
una cita con carlos pazos, artista y
pablo ramírez, especialista en su obra

organiza: obras sociales de la caja de ahorros del mediterráneo

dirección: nilo casares
fecha: 19h00m/19.02.2003
lugar: aula de cultura cam
pza. del mercado, 4
46002-valencia
+34 963913396

entrada gratuita
aforo limitado a 80 personas


paseos con arte al fondo


una didáctica del arte contemporáneo para presentar las claves de nuestros días, porque la didáctica del arte es imprescindible para que la gente vaya por él como por su casa con la misma familiaridad que el arte moderno obtiene de la escuela y las costumbres bien asumidas.
este recreo pausado tiene la duración extensa del año académico, con inicio en septiembre y término en junio.
los paseos cobran tantas formas cuantas requieran el interés y las características de lo presentado, conferencias, introducciones específicas, presentaciones de obras y visitas guiadas por sus autores, mesas de discusión, performances, interpretaciones artísticas cada mes.
paseos con arte al fondo, un acontecimiento repetido para hacer del arte contemporáneo la costumbre abierta que nos falta.



_es tarde ya porque hace rato que te fuiste_

una cita con carlos pazos



un recorrido por la faceta más personal de un artista que nos sumerge como nadie en la más infantil de las ingenuidades, auxiliado por el detallado conocimiento de su obra que posee el historiador del arte pablo ramírez.
tropecé por primera vez con la obra de carlos pazos en su exposición … y me pasaron a cuchillo, comisariada por pablo ramírez en 1987, muestra que me concilió con los objetos de una forma inocente y prodigiosa, retomé esta sensación y me amigué con los papeles ante uno de sus libros de artista puesto a la venta en arco; no lo pude adquirir y debí conformarme con ojearlo como siempre ocurre con las cosas que más deseo. más tarde, en 1994, volví sobre el solaz jovial del arte con for cp fans only, de nuevo bajo el comisariado de pablo ramírez, hasta el extremo de ingresar en el grupo de fans de carlos pazos en versión amateur y continuar la vía de renuncia a tanta petulancia como se prodiga por las salas de exposiciones bajo disculpa de unos principios que siempre me quedan lejos. cuando uno aprende a saborear la feliz confluencia entre lo inesperado y lo olvidado por los humores de nuestra memoria, única explicación para la misteriosa pérdida de tu sombrero, corres a ponerte las zapatillas para estar como en casa, bien que con el nudo de la corbata en su sitio; después, sólo la caricia de tus mejores fetiches te cura de la vida: para algo así, carlos pazos.

sin derechos reservados: do copy